domingo, 5 de julio de 2009

Battlestar Galactica, esplendor en el espacio

DETECTOR CYLON: Si no has visto la primera temporada de BSG, te recomiendo que hagas un salto en el hiperespacio, o te caerán unos cuantos misiles en forma de spoilers.

Antes de nada, disculpad si este blog se empieza a parecer a esos amigos cargantes que no tienen otro tema de conversación que su pareja, pero es que no lo puedo evitar. Así son los flechazos... Y más en verano. Recuerdo que desde el verano de 2005 (el de la primera temporada de Lost), una serie no había conseguido atarme de la manera que lo está haciendo la reimaginación del clásico setentero Battlestar Galactica. Vista la miniserie de presentación, tocó el turno de atacar el primer año de la Estrella de Combate, y desde el capítulo uno no he hecho más que rendirme a los pies de esta maravilla. Sin parar, los episodios fueron cayendo como los Raider cylons derribados por el inmisericorde objetivo de la teniente Thrace.

Starbuck anda sobrada de mala baba, pero también de carisma, un denominador común que subyace en la mayoría de los personajes principales de esta serie. El mero hecho de conseguir diseñar unos caracteres atractivos ya es una proeza en sí misma, aunque fundirlos y dosificarlos a medida que la historia avanza merece unos galones especiales que el equipo de Ronald D. Moore debe lucir sin discusión.

Ciertamente, estamos ante una serie compleja, a pesar de su aspecto de entretenimiento de naves espaciales. De esto hay bastante, y con unos efectos especiales sobresalientes tratándose de un producto pensado para ser consumido semana tras semana. Pero no es el núcleo de la historia, ni mucho menos. Como ya se advirtió en la miniserie, el renacimiento de una civilización, con todo lo que ello conlleva (intrigas políticas, luchas por el poder, asignación de los recursos...), eso es el verdadero motor de la serie. Una premisa que está aderezada con debate religioso, profecías mesiánicas, discusiones antropológicas y problemas de la sociedad de principios del siglo XXI. ¿Se puede pedir más? Sí, una de cylons, por favor.

Más que unos buenos personajes, una serie debe contar con unos buenos malos, y los cylons humanoides cumplen a la perfección con el papel. Por supuesto, no andan faltos de carisma y eso que "hay muchas copias". En BSG hasta las máquinas son únicas. Si no, preguntádselo a los llamados agentes durmientes que actúan como humanos sin ser conscientes de su verdadera naturaleza hasta que se activan, crean el caos en la estrella de combate, y luego están aturdidos. Pobre Sharon 'Boomer' Valerii: la que le ha caído en desgracia, pero sin ella no tendríamos ese brutal cliffhanger en la season finale. En general, el hilo conductor de esta primera tanda de 13 capítulos recae en el progresivo deterioro de la mente de Boomer hasta cumplir la misión para la que había sido programada.

Notable es la interpretación de Grace Park en la piel de Sharon II, a quien conocemos en el planeta Caprica conquistado por las 'tostadoras': en serio, la actriz consigue transmitir que de hecho estamos ante una "persona" completamente diferente. Aun va a ser que los cylons no son máquinas perfectas y sí pueden tomar sus propias decisiones...

Si no fuera por Number Six, el doctor Gaius Baltar sería digno de ser arrojado por la escotilla al igual que el cylon Leoben. Esos momentos en los que el supuesto genio no mira a su interlocutor porque está hablando con la Six que está en su mente son tronchantes. Sobre todo, cuando lo pillan en posturas incómodas. Por lo demás, el personaje representa al trepa profesional y al cobarde superviviente y suertudo. No se entere nadie que por él ya no existen las Doce Colonias. Menos mal que dos pesos pesados como la Presidenta Roslin y el Comandante Adama se encargan de poner orden en el desastre.

Delicioso ese cordial antagonismo que desprenden Roslin y Adama. El intelecto frente a los métodos expeditivos y la fe en los mitos frente a la razón, una delicada lucha de contrarios que explota con el golpe de Estado. ¿Cómo se le va a hacer caso a una iluminada que se cree la protagonista de una leyenda sobre la salvación de la raza humana? Encima el comandante ve cómo se abre una brecha todavía más profunda entre él y su hijo Lee cuando éste último se posiciona en el bando de Roslin.

En sus respectivas áreas de mando, los dos mandatarios muestran un paternalismo entrañable hacia sus subordinados. Por un lado, tenemos a Roslin con su ayudante Billy, cómplice en sus revisiones médicas, y por otro, a Adama, con todos sus hombres, aunque está claro que Starbuck por más que la lie parda robando Raiders, siempre será su niña. Al fin y al cabo, Kara es la mejor piloto de la Flota. Lo de la amistad incondicional de Adama con el segundo a bordo, el borrachuzo Samuel Tigh, ya es más discutible...

Una de las curiosidades más llamativas de la serie reside en la importancia que le da a la religión. La de las Doce Colonias (culto a los doce Señores de Kobol), politeísta e inspirada en el Olimpo griego, contrasta con la de los cylons, devotísimos (sólo hay que oír a Six) y fieles a una sola voluntad divina. Esta es una vuelta a la tortilla que convierte a los cylons en unos seres muy inquietantes, especialmente cuando hablan de su misión como una forma de depurar los pecados de los salvajes humanos y nos presentan a Baltar como el elegido (?).

Capítulo a capítulo Battlestar Galactica se va revelando como una gran interrogante en sí misma que, si bien da la sensación de que no termina de arrancar en sus primeros compases, no merece ser abandonada a las primeras de cambio, porque una vez visto lo que viene después del final de esta temporada, lo mejor aún está por llegar. Como la Tierra que anhela la Flota errante de Roslin y Adama.

14 comentarios:

MacGuffin dijo...

Bienvenida al influjo de los Dioses de Kobol. La serie no para de evolucionar y algunos personajes te van a sorprender aún más... Echo de menos a la Starbuck sobrada y pendenciera de la primera temporada :)

satrian dijo...

Sigue sigue que no aburrirás por lo menos a mí, me gusta leer lo que escribes sin haberla visto toda, porque me sale la sonrisilla maliciosa en ciertos párrafos.
Yo tenía una relación de odio/afan homicida con Gaius Baltar pero al final le cogí el punto, y ya solo le quería matar un poquito je je.
El tema de la religión me resultó uno de los interesantes en esta primera etapa.
Me alegro que te hayas unido a la flota, so say we all.

seriéfilo dijo...

yo odie a baltar de principio a fin, es un caradura que como tu dices le van saliendo bien las cosas poco a poco...

Lo mejor de ver galactica es que es excelente, y lo peor es que cuando la acabes verás que no hay otra serie a su nivel, y eso es jodido

Kratos dijo...

Battlestar Galactica es toda una obra maestra, el guion sin duda alguna es espectacular, y todos los actores se salen. La pena es lo que dice seriefilo, que cuando la acabas no vas a encontrar series de tanta calidad.

Jaina dijo...

MacGuffin: So say we all! He terminado ya la segunda temporada y se nota un cambio en Kara, es un poco menos cabrona jeje! Además, Roslin me ha dejado flipando con algunas decisiones tb.

Satrian: Jaja, es que tú tienes ventaja. Estoy disfrutando muchísimo con la serie, pero Baltar... Qué calamidad de señor...

Seriéfilo: Pero lo más importante de todo es que habrá valido la pena verla, no? :)

Kratos: De momento la estoy saboreando como un bombón. El guión, los actores la puesta en escena... todo es tan impecable que te lo crees perfectamente :)

Nahum dijo...

Yo sigo odiando a Baltar. A ver si en la cuarta temporada tiene algún tipo de redención o le pegan con una piedra en la cabeza...

Creo que uno de los aciertos de la serie es cómo manejan la relación con la identidad de los cylons. Ese no saber quiénes son todos genera una especie de ansiedad narrativa que le viene muy bien a la trama.

vertigo dijo...

Aqui otro que odia a Baltar en su primera temporada. Después ya ni idea de si cambiará o qué.
Mi verano va a ser inolvidable gracias a esta serie.

Voy a por la 2T pero a la de ya!.

Muy buena entrada, enhorabuena.

Moltisanti dijo...

Que bueno!!! Te has lucido resaltando todos los puntos claves de Galáctica y esa recomendación final, ya ha sido la clave ;)

La religión cobrará mucha más importancia a medida que pasen las temporadas, al igual que cada uno de los personajes, pues esta 1ºT no deja de ser una mera presentación y aún es pronto para saber como es cada uno realmente. Baltar puede parecer odioso pero en esta 1ºT es muy grande y tener como asesora a "Head Six" siempre da y dará juego.

Mucho y bueno te queda por ver, es lo único que puedo decirte. Vas a devorar esta serie :)

Jaina dijo...

Casi todos coincidimos en lo de Baltar jaja!

Nahum: Nunca sabes qué esperar en cada escena. Con ese mecanismo se aseguran las sorpresas :)

Vértigo: Gracias! El mío ya lo está siendo. La 2 es increíble, ya verás.

Moltisanti: ya parezco el monstruo de las galletas con BSG xD En la 2 hay un paso más allá con todo lo que exponen en la 1, esperaré un poco antes de escribir la reseña. Baltar y Six son de coña en la 1 jeje! Me alegro de que te haya gustado :)

Harmony dijo...

Yo devoré sus tres primeras temporadas, capítulos tras capítulo, es una serie impresionante, los personajes evolucionan muchísimo y las tramas no dejan de sorprender. La vas a disfrutar como una enana, verás :)

ALX dijo...

Baltar es un personaje muy extremo, y pasarás de odiarlo a amarlo y a volver a odiarlo. Su mejor descripción es la de una rata cobarde con mucha suerte.

Starbuck es mucho personaje y en la tercera se vuelve más oscura. En cuanto a la religión es un elemento que está ahí y que tiene su importancia (y no digo más)

A ver que te parece la tercera temporada, mi favorita de toda la serie, sobre todo por su primera mitad, de lo mejorcito que se ha podido ver en televisión.

Adri dijo...

No tenía ni idea de que tenías blog!!! xDDD
Si incluso hiciste el meme de la familia xD

No he querido leer la entrada porque como vas más adelantada que yo me da miedo que sueltes alguna cosilla que no quiero saber :P Pero vendré a leerlo cuando pase de la mitad de la tercera, que es por donde ibas xD

Pos na, te agrago a mis blogs y te pongo en mi lista de links ^^

Jaina dijo...

Harmony: Estoy en pleno proceso de devoración, ya voy por la tercera temporada. Esto es un no parar jeje!

ALX: Pero rata de verdad, eh? Ayer ya te comenté lo que pensaba de este hombrecillo :) La primera parte de la 3 ha sido muuuuy grande.

Adri: La promoción no es lo mío jeje! Tengo pensado hacer un post por temporada, pero a este paso se me van a acumular porque es que BSG me está quitando hasta tiempo para postear en condiciones xDD

Adri dijo...

Ya hemos hablado de todo esto el otro día pero hay una cosa que señalas que me encanta como la has expresado y es ese cordial antagonismo entre Adama y Roslin.

La verdad es que es ese tipo de antagonistas que se disfrutan y es muy inteligente por suparte haberlos tratado así.

Si fueran enemigos absolutos probablemente se haría cansino... ya hay suficientes conflictos y problemas de por sí para que estos esten todo el día haciéndose putaditas xD